El periplo de comprar un coche nuevo

Llega el momento, el coche que tenemos en casa deja de satisfacer nuestras necesidades, de funcionar o de gustarnos simplemente, así que empezamos a indagar y a buscar coche nuevo.

Empezamos con el primer problema, ¿qué coche me compro? Depende del uso que le vayas a dar. Si es un uso de disfrute el que más te guste y si es para el día a día el que mejores cualidades tenga para esa necesidad. Si después de este filtro hay más de uno seleccionado se elige el más barato, o el que mejor trato te den en el concesionario de su marca, o el que tenga una propiedad distintiva sobre los demás. Y algo muy importante, no dejarse llevar por marcas. Compramos un coche, no una marca.

Ya hemos elegido coche, ahora al concesionario o concesionarios. Aquí hay que saber que el único objetivo de un comercial es vender así que la intentará colar por algún lado, aunque tampoco hay que generalizar. No hay que dejarse engañar. Antes de ir a un concesionario hay que ir con todo lo posible del coche aprendido (posibles averías, motores disponibles, equipamiento de serie u opcional…) y tener las ideas claras sobre lo que se quiere (gasolina o diesel, equipamiento, siempre el necesario, ningún gadget inútil, el presupuesto máximo…) y, si se va a dejar coche a cambio, conocer el precio de mercado de segunda mano mirando en páginas para ese fin.

compra de coche

A la hora de negociar con el comercial hay que dirigirse a él como si no supieras nada del coche, y en el momento en el que te diga algo erróneo, pensar en ir a otro concesionario. Otra cosa, también muy importante, es visitar todos los concesionarios posibles, comparar trato recibido y precios. El trato es muy importante ya que puede significar una diferencia importante en el servicio postventa y, en definitiva, salvo que se trate de una oferta increíble, lo que nos va a inclinar hacia uno u otro. A la hora de rebajar el precio todo lo posible, hay que ir al siguiente concesionario que visites con el presupuesto del anterior.

¿Cuál ha sido vuestra experiencia comprando coche?

  • Felipe

    Así lo hice yo cuando compré el mío, haciendo múltiples visitas antes de tomar una decisión. En los concesionarios tienen que cumplir unas cifras de venta mensuales, por lo que al final ofrecerán rebajas para llegar al objetivo que tengan.
    Totalmente de acuerdo con ajustar el coche a las necesidades reales, no parece tener sentido comprar un vehículo con unas características que vas a aprovechar un par de veces al año.

    • Javier Jiménez Gonzalo

      Es verdad. Al final acabamos pagando demasiado por algo que no se necesita. También hay que tener cuidado con la financiación, no comprar un coche que se salga de nuestras posibilidades pagado en diez años, sino uno más normalito pagado en uno ó dos años o a tocateja

      • Felipe

        Buen punto el de la financiación. Es algo que parece que utilizan los concesionarios para subir márgenes ahora que la cosa va mal. Revisando las ofertas suplementarias al PIVE suelen indicar que es necesario financiar un gran porcentaje del total a un cierto número de años. Me imagino que las financieras obtienen dinero a interés bajo y con la diferencia con el que te cobran pues reducen/eliminan la supuesta rebaja. Pero claro, es muy atrayente ver coches nuevos por 5900 euros, aunque luego con los costes de financiación, extras, impuestos, etc. el precio no sea ese.

        El ahorro del PIVE también puede resultar “engañoso”, porque aunque aparentemente te ahorras 1000 euros realmente no es así. Tributa al tipo marginal del IRPF, de forma que podría quedarse en unos 400 … eso si, serías un “tipo” afortunado (valga la redundancia) por tener que pagar tanto 🙂

        • Javier Jiménez Gonzalo

          La verdad es que sí. Totalmente de acuerdo. La financiación pinta muy bien con los descuentos de la marca pero al final suele acabar siendo un precio más alto por los intereses.

  • Roico

    Querido Javier:
    Estoy prácticamente de acuerdo contigo. Cuando empezamos a valorar la posibilidad de comprar un coche la mayoría hacemos las valoraciones que tu comentas. Sin embargo, cuando yo cambié de coche tuve muy en cuenta el servicio post venta. Te lo explico. Yo era soltero y tenía un deportivo de dos plazas y 200 cv. Al poco tiempo me casé y la cigüeña vino por partida doble. Al venir el segundo hijo mi coche deportivo y maravilloso ya no servía y me planteé la necesidad de comprar uno. Empecé por pensar que tipo de vehículo me serviría. Un A4, un Mazda serie 6, un Honda Accord, un Toyota Avensis…Estuve valorando precios, prestaciones e incluso miré vehículo de Km0. Todos entraban dentro de mis cálculos económicos y las características de cada uno sstisfacían mis necesidades. Por eso pensé en el trato que me había dado mi anterior concesionario a mí y sobre todo en el que le había dado a mi coche. Este fue el punto que me hizo decantarme por continuar fiel a la marca y la verdad, me alegro. Un saludo.

    • Javier Jiménez Gonzalo

      Por supuesto, el servicio postventa es algo esencial. Además, si otro coche de la marca te ha dado buen resultado, es normal que otro de la misma te de más confianza. También los comerciales deberían tener eso en cuenta.

      • Roico

        Yo no se si lo hago bien pero me gusta mucho mirar las estadísticas de las marcas.No miro tanto las de consumo o contaminación como las que se refieren a fiabilidad.

        • Javier Jiménez Gonzalo

          Haces bien, pero creo que hay que fijarse también en qué se basan para medir la fiabilidad, opinión de usuario, veces que un modelo ha sido llevados en grúa… También te puede salir malo aunque la marca tenga fama de fiable o al revés. La contaminación es irrelevante y el consumo depende de los kms que hagas al año.

  • Pingback: ¿Existe el coche perfecto? | Tierramotor()